Miércoles, 05 Abril 2017 13:48

El invierno encarece productos en los mercados de la Sierra Centro y Sur

Written by 
Rate this item
(0 votes)
Las lluvias han causado estragos, no solo en las vías primarias y secundarias de la provincia de Azuay, sino también en los productos como las legumbres que abastecen los mercados regionales.
 
El brócoli, la col, el fréjol, la arveja, la haba, el sambo, entre otros insumos, cambiaron de precios. Si hasta hace una semana el brócoli tenía el costo de $ 0,25, este último fin de semana su valor se duplicó.
 
Lo mismo sucedió con las demás verduras. A decir de sus comerciantes, las lluvias han echado a perder los productos, especialmente en el sector de San Joaquín, en el oeste de Cuenca, y donde las tierras han sido aprovechadas para los sembríos de legumbres, que abastecen a los mercados de Cuenca, así como a los de El Oro, Loja y Morona Santiago.
 
“Estamos fregados, las cosechas se están perdiendo”, dijo María Célleri, una comerciante que expende en el mercado El Arenal y que el sábado anterior no tuvo muchos productos para ofrecer a sus clientes. Según ella, no pudo cosechar nada porque las lluvias convirtieron en una laguna sus tierras.
 
Las amas de casa se quejaron y dijeron que las autoridades deberían efectuar un control en todos los mercados, porque consideran que quienes revenden los productos encarecen aún más. “Muchas de las veces es un pretexto y cae en el abuso de los comerciantes que se aprovechan de las situaciones y aumentan los precios”, mencionó Julia Mancero.
 
Mientras tanto, las frutas se han mantenido en sus valores. Los duraznos y los capulíes son los que más se consumieron en estos meses. “Este año ha sido el mejor. Los duraznos, las claudias, las peras, las manzanas tuvieron gran demanda, porque hubo una gran producción”, indicó Nelly Saquisilí, una comerciante del mercado 10 de Agosto.
 
En el mayorista de Ambato
 
En el Mercado Mayorista de Ambato (MMA) se registra escasez y el consiguiente incremento de precio de la cebolla colorada o paiteña.
 
Según Jacobo Suárez, gerente, esto es causado por el temporal, puesto que este producto llega de Santa Elena, Manabí y Zapotillo en la provincia de Loja. Estas zonas han sido afectadas por fuertes precipitaciones que han ocasionado inundaciones y deslaves.
 
“Tungurahua no produce este tipo de cebolla y por eso su precio aumentó de $ 40 a $ 49 por el bulto nacional y de $ 30 a $ 62 por la variedad seca ecuatoriana. Al parecer, todo este mes continuarán las precipitaciones”, dijo Suárez.
 
Ante la prohibición de ingresar manzana de Perú -añadió Suárez-, la demanda por el producto local mejoró y se cotiza a $ 18 por caja frente a la manzana chilena que está en $ 26. “Ante la cercanía de la Semana Santa y la preparación de la fanesca, la arveja también experimenta un aumento. El bulto de 110 libras ascendió de $ 50 a $ 65”.
 
En el MMA el día principal de movimiento comercial es el domingo. Desde temprano arriban 1.900 comerciantes y más de 5.000 agricultores de Tungurahua, la región central y del país.
 
En la Empresa Pública Municipal Mercado Mayorista de Ambato se mueven alrededor de 10.000 toneladas de productos semanalmente.
 
“Contamos con un presupuesto anual de $ 3’000.000 que provienen del cobro de arriendos y de peajes. Y desde 2016 tenemos un sistema integral de vigilancia con 21 cámaras, 11 guardias y 4 personas que observan las pantallas. Con esto cubrimos las 14 hectáreas que ocupa el MMA”, explicó Suárez.
 
El acceso a este mercado no es complicado, pues hay puertas de ingreso y salida hacia las avenidas Julio Jaramillo, Tres Carabelas y El Cóndor. El paso de vehículos se complica los domingos.
 
Los machaleños se quejan por los nuevos costos
 
En los mercados de Machala, los precios de legumbres y hortalizas se han incrementado. Los vendedores aducen que se debe a las lluvias que han caído en la Sierra y han destruido carreteras.
 
Efrén Soto, quien tiene un puesto de legumbres en el mercado central de la ciudad, explicó que desde la semana pasada los precios de la papa, zanahoria, tomate, melloco y los granos, como habas y choclo, aumentan constantemente; mientras que el limón, que se produce en la frontera orense, se ha abaratado.
 
“El incremento no es mucho, pero nos afecta a nosotros y a los consumidores. Por ejemplo: la libra de papa estaba en $ 0,25, pero desde este lunes subió a $ 0,35”, dijo Soto.
 
En un recorrido por varios puestos, los vendedores coincidieron en que, debido a las lluvias de enero, en las zonas de la Sierra central todo se encareció.
 
La comerciante Zoila Gaona indicó que en los últimos días el precio de una lechuga o un brócoli se duplicó. Si hace tres semanas costaba $ 0,45, ahora está a $ 0,60.
 
Mientras que una col hoy en día cuesta $ 0,75, cuando estaba en $ 0,45.
 

“Si las lluvias continúan, el precio de los productos aumentará”, advirtieron los vendedores, aunque para María Pasilla, una comerciante de legumbres, son los mayoristas los que suben y bajan los precios.

 
 
Fuente: El Telégrafo
Read 177 times